Cómo ponerse capas para esquiar (3 conceptos básicos que debes saber)

¿Sueñas con deslizarte por las montañas cubiertas de nieve y disfrutar de la emoción del esquí? Antes de aventurarte en las pistas, es importante que aprendas cómo ponerte capas adecuadamente para mantenerte abrigado y protegido del frío invierno. En este artículo, exploraremos tres conceptos básicos que debes conocer para asegurarte de estar preparado para cualquier condición climática mientras esquías. Sigue leyendo para descubrir cómo mantener el calor, la comodidad y la seguridad durante tus divertidas y emocionantes aventuras en la nieve.

Esquiar es extremadamente divertido. Eso sí, siempre y cuando no pases frío. Si bien es inevitable sentir un poco de frío aquí y allá mientras se recorre una montaña nevada, pasar demasiado frío puede provocar muchos problemas que pueden arruinarle el día. Por eso es tan importante la superposición de capas, o el acto de ponerse la ropa de una manera específica.

Puede que tengas ropa abrigada para esquiar, pero nunca conseguirás un aislamiento completo a menos que entiendas cómo interactúan todas ellas. Ponerse ropa puede parecer un proceso simple, pero hay muchos pasos necesarios para armar un conjunto adecuado.

El artículo cubrirá estos temas explicando cada capa y desglosando cómo aprovechar al máximo cada una.

Los basicos

Hay tres capas diferentes de material de esquí: base, media y exterior. Como sugiere su nombre, las diferentes secciones se encuentran en la base, la mitad y la parte superior de tu atuendo. Cada uno funciona a su manera y agrega cierta calidez y comodidad a todo el conjunto.

Aunque hay muchos matices en cada capa, hay tres principios básicos que debes seguir.

Las capas base deben centrarse en mantener la piel seca al absorber la humedad, las capas intermedias evitan que el calor corporal se escape al medio ambiente y las capas exteriores funcionan para protegerlo de los elementos.

Si sigue ese plan general, encontrar las capas adecuadas será mucho más fácil.

Cómo ponerse capas para esquiar (3 conceptos básicos que debes saber)

1. La capa base

Tu capa base debe mantenerte seco. Esa es su función principal, por lo que esta capa suele estar fabricada con materiales sintéticos transpirables que tardan muy poco en secarse. Aquí siempre preste atención a la ventilación.

Esta capa se compone de ropa interior térmica (también conocida como calzoncillos largos) y una camiseta térmica. Ambos deben ser suaves, ligeros y transpirables. Sin embargo, existen opciones más pesadas para cuando el clima se vuelve extremadamente frío. Solo asegúrate de Nunca consigas algo que sea demasiado pesado o podría causarte molestias..

Al adquirir una camiseta térmica, asegúrese de que sea de manga larga, ajustada y flexible. Esa combinación le brinda una excelente manera de asegurarse de mantenerse abrigado sin restricciones adicionales.

Tu ropa interior térmica debe ser igual que tu camiseta térmica. Los materiales ligeros son muy útiles y necesitas algo que no se empape de sudor en los días largos.

Si lo deseas, puedes doblar la capa base de tu pierna. Si bien esto no se recomienda para la parte superior del cuerpo debido a la capa intermedia (como se explica a continuación), es algo en lo que debe pensar si necesita más apoyo.

También cabe destacar que tus pies no necesitan una capa base. Si bien es posible que intentes doblarte, la mayoría de las veces solo necesitas un par de calcetines de calidad para salir a las pistas. Hacer algo más normalmente provoca ampollas.

Cómo ponerse capas para esquiar (3 conceptos básicos que debes saber)

2. Capas intermedias

La capa intermedia tiene que ver con el aislamiento, por lo que normalmente se centra en el torso. Si bien tus piernas pueden enfriarse, una capa base sólida debajo de unos pantalones premium suele ser más que suficiente para mantenerte abrigado. Por el contrario, la parte superior del cuerpo tiende a necesitar protección adicional.

Para la capa intermedia, querrás una opción de manga larga que funcione para mantener el calor atrapado cerca de tu cuerpo. La flexibilidad y la ventilación son importantes aquí, pero la capa base debe ser mucho más resistente que la capa base. Hay algunas maneras en que puedes lograr que eso suceda.

El forro polar es un material popular que garantiza que te mantengas agradable y abrigado en todo momento del día. Si ese no es tu estilo, también puedes usar un suéter de lana merino o una chaqueta fina.

Si consigues una chaqueta, una con cremallera es la mejor opción. Solo asegúrate de que esté lo suficientemente cálido para el clima en el que esquías.

Cómo ponerse capas para esquiar (3 conceptos básicos que debes saber)

3. Capas exteriores

La última capa que necesitas es la exterior, que debe ser la más resistente y duradera. Si bien las dos capas interiores ayudan a mantener el cuerpo cálido y cómodo, la capa exterior es la que se ve afectada por los elementos.

Su objetivo aquí es conseguir una chaqueta o caparazón que pueda resistir fácilmente el hielo, la lluvia y la nieve. Eso significa uno con una construcción fuerte e impermeable.

Varios materiales funcionan para ese fin, pero Gore-Tex es el más popular en el mercado actual. También debes buscar chaquetas que cubran completamente tu cuerpo de manera que no queden ni demasiado holgadas ni demasiado ajustadas.

Tu capa exterior debe ser fuerte, pero eso no significa que tenga que ser pesada. Hay muchas chaquetas impermeables excelentes que hacen el trabajo sin agobiarte. Esto es especialmente cierto si están respaldados por una capa media y base sólida.

Los guantes resistentes son otra parte importante de una buena capa exterior. Las manos mojadas provocan malos momentos, por eso necesitas algo que pueda mantener el frío afuera durante horas. Las manoplas bien hechas hacen un buen trabajo, al igual que los guantes premium o calentados.

Conclusión

Esquiar puede ser un proceso complicado, pero vale la pena ponerse capas. No importa cuánto disfrutes del deporte, un poco de frío no tarda en arruinar la diversión. Si no tienes las capas correctas, o si no están colocadas de inmediato, puedes congelarlas bastante rápido.

Seguir el esquema básico que figura en esta guía le ayudará a evitar estos problemas. Sin embargo, tenga en cuenta que las tres capas no son un modelo estricto. Más bien, son un lugar donde puedes empezar.

Una vez que tenga lo básico y sepa qué poseer, puede quitarse o ponerse diferentes prendas para adaptarse al clima. No tengas miedo de cambiarlo.

¿Qué tipo de capas usas? ¿Tienes tu propio sistema? ¡Déjame saber abajo en los comentarios!

Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded




Preguntas frecuentes sobre cómo ponerse capas para esquiar (3 conceptos básicos que debes saber) – Blog

¿Cómo debo ponerme capas adecuadas para esquiar?

Antes de aventurarte en las pistas de esquí, es esencial que te vistas correctamente y te protejas del frío intenso y las inclemencias del tiempo. Para disfrutar de una experiencia en la nieve segura y cómoda, aquí te presentamos tres conceptos básicos sobre cómo ponerse capas al esquiar.

1. Capa base o primera capa

La capa base es la primera capa de ropa que se coloca en contacto directo con la piel. Esta capa debe ser ajustada al cuerpo y tener propiedades termorreguladoras para mantener el calor corporal y eliminar la humedad producida por la transpiración. Los materiales recomendados para la capa base son el polipropileno o la lana merina, ya que son transpirables y mantienen la temperatura corporal adecuada.

2. Capa intermedia o capa de aislamiento

La capa intermedia tiene como función principal proporcionar aislamiento térmico adicional. Esta capa debe ser lo suficientemente gruesa como para retener el calor corporal y a la vez permitir la circulación del aire. Los materiales comunes utilizados para la capa intermedia son el forro polar y el plumón. Estos materiales son ligeros, cálidos y transpirables.

3. Capa exterior o capa protectora

La capa exterior es la última capa y actúa como una barrera protectora contra el viento, la lluvia, la nieve y otras condiciones climáticas adversas. Esta capa debe ser resistente al agua y al viento, y a la vez permitir la circulación del aire para evitar la acumulación de humedad. Los materiales recomendados para la capa exterior incluyen el Gore-Tex y otros materiales similares.

Es importante recordar que las capas deben ser ajustadas al cuerpo pero permitir la libertad de movimiento. Además, es esencial utilizar accesorios adecuados como guantes, calcetines térmicos y gorro para mantener la protección total contra el frío extremo.

Recuerda siempre consultar las recomendaciones y características específicas de los productos antes de adquirirlos.

Conclusión

Ponerse capas adecuadas para esquiar es fundamental para disfrutar de una jornada óptima en la nieve. Siguiendo los conceptos básicos sobre cómo vestirse en capas, podrás mantener un equilibrio perfecto entre el calor y la comodidad, permitiéndote disfrutar al máximo de esta actividad. ¡No olvides equiparte con las capas adecuadas y diviértete en las pistas!

  1. Natura Selection – Ropa de deporte: tejido técnico vs. algodón
  2. Natura Selection – ¿Ropa de montaña? ¡Que te vistas para practicar tu deporte preferido!


Deja un comentario